top of page

REZUM: Tratamiento para el control del crecimiento prostático

Actualizado: 15 oct 2022

El crecimiento prostático benigno o hiperplasia benigna de próstata es uno de los padecimientos que más afectan a los hombres a lo largo de su vida. El crecimiento inevitable de la próstata genera síntomas urinarios que afectan la calidad de vida de forma importante.

hiperplasia-prostatica-benigna-urologia-avanzada

Estos pueden ser chorro miccional débil, micciones nocturnas, esfuerzo para orinar, frecuencia, prisa para llegar al baño, ardor, dolor y posibles infecciones urinarias. Los tratamientos con medicación oral por lo general tienen efectos secundarios importantes como eyaculación retrógrada, hipotensión y disminución de la libido en algunos casos. El tratamiento farmacológico ofrece una mejoría limitada de los síntomas y su efecto es limitado en el tiempo.


Los pacientes que requieren cirugías prostáticas deben ser bien clasificados para poderles brindar la alternativa quirúrgica que ofrezca el mayor beneficio con el mínimo riesgo y efectos secundarios. Las terapias quirúrgicas dependen en gran medida de las condiciones del paciente así como de la edad, el tamaño prostático y los síntomas causados por el crecimiento prostático.


Aunque existen muchas opciones de tratamiento, en los últimos años han surgido nuevas tecnologías que buscan mejorar considerablemente los síntomas con procedimientos mínimamente invasivos. Entre estos se encuentra el novedoso procedimiento en México llamado REZUM.

¿Que es REZUM?


REZUM es una tecnología aprobada por la Food and Drug administration (FDA) y COFEPRIS y ampliamente usada en Estados Unidos y Europa desde hace algunos años para tratar la hiperplasia prostática.

Consiste en destruir el tejido prostático que ocasiona obstrucción urinaria mediante energía térmica al aplicar vapor de agua a altas presiones directamente a la próstata generando una muerte celular controlada. Como el vapor de agua destruye el tejido hay una reducción importante en el tamaño de la próstata.

rezum-urologia-avanzada-puebla

Este procedimiento se lleva a cabo mediante sedación de forma ambulatoria o incluso con anestesia local.  NO REQUIERE ANESTESIA. El tratamiento se realiza a través de la uretra con una cámara endoscópica que permite ver la próstata y decidir dónde aplicar el vapor de agua. De acuerdo al tamaño de la próstata se aplicarán el número de tratamientos de vapor necesarios.

Cada tratamiento dura 9 segundos. El procedimiento tiene una duración de 10 minutos en total. Al terminar el procedimiento se coloca una sonda uretral que se retira al tercer día en el consultorio y genera una mejoría en los síntomas urinarios casi inmediata. El paciente es dado de alta a las dos horas a su casa.


Este procedimiento no es recomendable para próstatas mayores o de gran tamaño (100 grs o más) ya que es posible que no ofrezca grandes beneficios en los síntomas.


Principales Ventajas


A diferencia de otras cirugías de próstata para hiperplasia benigna prostática, este procedimiento tiene la ventaja de poderse realizar en pacientes de alto riesgo que no sean candidatos a una cirugía más prolongada o riesgosa.

Aunque cualquier paciente es candidato a esta cirugía, existen pacientes que no pueden ser operados por otras técnicas como pacientes de avanzada edad, portadores de sonda por retención aguda de orina, pacientes con riesgo importante de sangrado o anticoagulados y aquellos que tengan riesgo de una anestesia general o regional. En estos pacientes, REZUM es una opción ideal. Para REZUM no existen límites de edad.


El riesgo de sangrado durante el procedimiento es mínimo ya que no se realizan cortes o incisiones.


Por otro lado, el riesgo de incontinencia urinaria es menor al 1% ya que al no realizar cortes no existe la posibilidad de dañar el esfínter urinario que dá la continencia urinaria.

Otra ventaja importante es que se trata de un procedimiento o tratamiento ambulatorio en el que el paciente ingresa una hora antes y se va de alta dos horas después de realizar REZUM.

Por su bajo riesgo y poca duración, no requiere estudios preoperatorios sofisticados y costosos.

A diferencia de otras cirugías para crecimiento prostático, REZUM evita alteraciones a la función sexual, no ocasiona disfunción eréctil y evita la eyaculación retrógrada. La eyaculación retrógrada es un efecto secundario en donde se pierde la eyaculación y se modifica la sensación de orgasmo masculino de forma definitiva. Este efecto puede alterar la fertilidad en aquellos pacientes que aún deseen tener descendencia.

Otra ventaja importante, es la reincorporación a la vida diaria de forma temprana. El paciente puede realizar su procedimiento un fin de semana y regresar a su trabajo el lunes. Aún y cuando tenga colocada la sonda, ésta vá por debajo del pantalón y no es visible para la gente. La sonda se retira por lo general al tercer o quinto dia.


Efectos Secundarios


Como cualquier tratamiento médico, REZUM puede tener efectos secundarios. Por lo general estos efectos son temporales y progresivamente van siendo más tolerables. Los principales efectos se deben a la reacción inflamatoria de la próstata después del procedimiento y pueden ser: ardor, frecuencia urinaria, urgencia urinaria y sangrado.

Estos síntomas por lo general son efectos temporales y duran un par de semanas, desapareciendo posteriormente. Durante estas semanas se utilizan medicamentos para disminuir los síntomas y en raras ocasiones cateterismo. Por lo general, los  pacientes no experimentan dolor durante o después del tratamiento, sin embargo se utilizan antinflamatorios analgésicos para el manejo postoperatorio.


Recuperación


REZUM permite una rápida recuperación. El paciente puede realizar su vida normal a las 24 horas del procedimiento. La sonda se retira en los siguientes 3 a 5 dias. El paciente puede reanudar su vida sexual y laboral a la brevedad. De igual forma, puede realizar ejercicio a la semana de haber sido intervenido.

La mejoría progresiva de los síntomas se observa a partir de las dos semanas del tratamiento.




Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page